sábado, 3 de marzo de 2018

Tres anuncios en las afueras (Three Billboards Outside Ebbing, Missouri)

El director angloirlandés Martin McDonagh, que ha realizado interesantes películas como "Siete psicópatas" (2012) o "Escondidos en Brujas" (2008), ha rodado un filme con aroma genuinamente americano -de estilo casi hermanos Cohen-, ambientado en un pueblo del profundo Missouri. Desde su pausado arranque, la historia atrapa las solapas del espectador, las sacude y ya no las suelta hasta el final. La profundidad de los personajes creados por el director es de lo mejor visto últimamente. Tremendo trabajo de guión. Es una de esas historias actualmente en boga con estupendos personajes que además derriten las fronteras entre bien y el mal. Un drama que reivindica numerosas injusticias y problemáticas -quizá demasiadas simultaneas para la misma película- entreverado de humor ácido y negro, y todo magistralmente manejado. La interpretación del elenco es sencillamente excelente: Frances McDormand, Woody Harrelson, Sam Rockwell, Caleb Landry Jones, Lucas Hedges, Peter Dinklage o John Hawkes, con una increíble Frances en estado de gracia. Es un peliculón con todas las letras.

Nota: 9 de 10

viernes, 23 de febrero de 2018

Black Panther

El director Ryan Coogler, que hace unos años nos ofreció la cinta "Creed. La leyenda de Rocky" (2015), ha sido el elegido para narrar la adaptación al cine de los comics Black Panther de Marvel. La historia transcurre justo después de los acontecimientos de "Capitán América: Civil War" (2016) y está correctamente narrada. La nación de Wakanda aparece reflejada con una interesante combinación de "antiguedad" africana y modernidad futurista y el personaje principal está bastante bien llevado a imagen real. Los actores cumplen el expediente: Chadwick Boseman, Michael B. Jordan -actor fetiche de este director-, Lupita Nyong'o, Danai Gurira o incluso Martin Freeman, Forest Whitaker y Andy Serkis que también aparecen por allí. Pero ninguno hace maravillas incluso teniendo en cuenta que ésta es una mera película de acción. Los efectos especiales son correctos y sin sorpresas. La trama tiene algunos inusuales bajones de ritmo y en general este filme está lejos de la calidad y nivel de otras de las últimas aventuras de Marvel. No obstante es un producto entretenido. Es decir peli para ver con palomitas, marcharse a casa y a otra cosa.

Nota: 5 de 10

jueves, 22 de febrero de 2018

Los archivos del Pentágono (The Post)

La nueva película de Steven Spielberg se centra en los convulsos años de inicios de los setenta y refleja la rivalidad entre los periódicos The New York Times y The Washington Post tratando ambos de destapar secretos políticos. Es un filme con aroma a cine clásico setentero y es inevitable compararlo con cintas como "Todos los hombres del presidente" (1976), de la que "Los archivos del Pentágono" casi podría considerarse una precuela. La ambientación de la época es estupenda y la historia está bien desarrollada, eso sí... sin sobresaltos ni sorpresas. Spielberg por un lado trata de llevar la bandera de la reivindicación feminista y por otro homenajea al periodismo clásico, el de las rotativas aceitadas, el de los moldes con letras de acero, el de la tinta sobre papel y los fardos atados de periódicos arrojados desde furgonetas sobre el mojado asfalto de las calles desiertas al amanecer. Todo esto está recreado con la maestría típica del director. Los actores trabajan magníficamente bien: Meryl Streep y Tom Hanks no defraudan. Y el resto del reparto está a la altura: Bruce Greenwood, Bob Odenkirk, Tracy Letts o Sarah Paulson. Un buen filme de periodismo y de tramas políticas.

Nota: 7 de 10

viernes, 2 de febrero de 2018

Molly's Game

Se trata de una película de tipo biográfico sobre la esquiadora Molly Bloom, quien con apenas 20 años logró enriquecerse montando exclusivas timbas de póker a las que asistían estrellas de Hollywood, famosos y empresarios. La ha dirigido el debutante Aaron Sorkin y la verdad es que sorprende lo bien que maneja el ritmo de la trama desde que comienza el filme hasta que finaliza. Los protagonistas Jessica Chastain e Idris Elba están estupendos, y los secundarios como Kevin Costner, Michael Cera o Samantha Isler acompañan de modo perfecto. Tanto la historia como el modo de contarla mantienen la atención del espectador y la cinta se disfruta. Una buena película sin duda.

Nota: 8 de 10

lunes, 18 de diciembre de 2017

Star Wars: Los últimos Jedi (Star Wars: The Last Jedi)

Por fin tenemos en la gran pantalla el siguiente episodio de la saga Star Wars que continúa lo ya narrado en "El despertar de la Fuerza" (2015). Esperábamos que esta nueva entrega profundizara en la historia entrando de lleno en la etapa de madurez de la nueva trilogía, pero no ha sido así. Se trata de una cinta espectacular en efectos, en escenarios espaciales y en personajes, pero no muestra la anhelada solidez argumental -una verdadera espina dorsal- a partir de la cuál montar y desarrollar la historia. Es difícil evitar la sensación de que se trata de un conjunto de eventos que se van sucediendo uno tras otro y de un modo algo abigarrado como si fuera una serie de TV. De hecho el director Rian Johnson, salvo por su estupendo filme de ciencia ficción "Looper" (2012), ha desempeñado casi todo el resto de su trabajo en episodios de series. Se ve claramente que ha tratado de llenar de acción y de sucesos toda la larga película para intentar no defraudar y que ha usado ciertos detalles para recordar sin duda a la magnífica "El imperio contraataca" (1980), pero el guión y la trama están lejos de ser redondos. Es agradable ver de nuevo a los protagonistas clásicos Luke y Leia, encarnados por Mark Hamill y Carrie Fisher, y por otro lado a los de la nueva hornada Daisy Ridley, John Boyega, Adam Driver y Oscar Isaac, quienes cumplen correctamente. La música de John Williams sigue siendo gloria bendita desde el "Hace mucho tiempo en una galaxia muy muy lejana" hasta el último crédito final y eso ayuda a mejorar el conjunto. Es una cinta agradable para nuevos y viejos fans, pero está por debajo del Episodio VII. No obstante esto es Star Wars, no cine de autor, así que... palomitas y a disfrutar damas y caballeros.

Nota: 6 de 10

lunes, 11 de diciembre de 2017

Perfectos desconocidos

El incansable Alex de la Iglesia nos trae una nueva película, pero esta vez abandonando su zona de confort para rodar una obra puramente teatral. Se trata de un remake del exitoso filme italiano "Perfetti sconosciuti" (2016) de Paolo Genovese, por lo que no tiene nada que ver con anteriores películas del director español como "El bar" (2017) o "Las brujas de Zugarramurdi" (2013). Esta nueva cinta se aúpa sobre tres pilares fundamentales: un interesante, divertido y muy trabajado guión, un estupendo montaje que permite desarrollar la fantástica historia sin salir casi del salón donde transcurre, y un elenco de actores de categoría muy bien dirigido que hace su labor magníficamente bien; nada menos que Belén Rueda, Eduard Fernández, Ernesto Alterio, Juana Acosta, Eduardo Noriega, Dafne Fernández y Pepón Nieto. Desde el inicio al final la historia atrapa con situaciones corrosivas, amargas, surrealistas, algo oscuras, con -eso sí- los habituales toques tragicómicos de este gran director. Finalmente le ha salido una cinta casi casi redonda que permite disfrutar de una gran tarde de cine con amigos o familiares y abrir curiosos debates sobre la privacidad e intimidad personal incluso entre parejas y amistades del alma.

Nota: 8 de 10

martes, 28 de noviembre de 2017

Life & Nothing More (La vida y nada más)

El director Antonio Méndez Esparza y la productora Aquí y Allí Films, quienes ya trabajaron juntos en la cinta "Aquí y allá" (2012), vuelven a crear una historia de carácter intimista ambientada en esa parte de los USA que tiene menos glamour. En este caso se trata de un barrio humilde del norte de Florida. Nos muestra un retrato de la vida de una madre de raza negra que se esfuerza por sacar adelante a un complejo hijo adolescente y a una pequeña de tres años. El director juega con el método de mostrar a menudo pequeños recortes de escenas silentes y de conversaciones entresacadas; algunas tan realistas y aparentemente intrascendentes como las de cualquier vida normal. El ritmo de la cinta por supuesto va acorde a dicho sistema; no es rápido pero tiene algo que atrapa. Con todo ello Méndez Esparza hila una historia de cine indie que a veces parece un cóctel entre "Moonlight" (2016) y el cine social que Ken Loach nos mostró en "Yo, Daniel Blake" (2016). Los actores trabajan magníficamente y el resultado es una gran cinta de cine social que retrata una trama sobre las dificultades y esfuerzos cotidianos, pero que no renuncia a la esperanza.

Nota: 7 de 10